Logo Dkristal

GINEBRA, UNA HISTORIA DE CORAJE Y CORAZÓN

Hoy en día, la ginebra se define como una bebida alcohólica de alta graduación, transparente, que se obtiene por destilación de diferentes cereales, aromatizada con bayas de enebro, y que además, se suele combinar con bebidas refrescantes.
La cultura gin-tónic está más que afincada en España. En la última década, la revolución de este combinado se hizo totalmente viral gracias a la apuesta que los chefs más influyentes de nuestro país hicieron por esta bebida, recalcando su función como digestivo. Sin embargo, al remontarnos a sus orígenes descubrimos la verdadera raíz de la ginebra. Y si has escuchado que está en la medicina, estás en lo cierto.

 

¿Qué hubo antes de la bebida de moda?

Desde la antigüedad, tanto la ginebra como el resto de destilados, fueron la base de muchos experimentos médicos. En aquella época, la bebida de enebro fue el paso previo a lo que hoy conocemos como ginebra. Una bebida que surgió con el fin de ser antídoto para la peste bubónica que asolaba Europa, ya que se tenía la firme creencia de que el empleo de las bayas de enebro conseguiría la “cura milagrosa”. Buscar soluciones a diferentes problemas médicos, sobre todo relacionados con el riñón fue la causa principal de las primeras destilaciones. Y, con la excusa de que era un medicamento, rápidamente se extendió por los Países Bajos y Alemania, precisamente donde encontramos el foco principal del origen de la Genever o Ginebra.

La popularización de este medicamento también llegó a los campos de batalla. En ese terreno, la ginebra se convirtió en la “bebida mágica”, tras extenderse la creencia de que todo aquél que bebía un trago adquiría mayor coraje y valentía en su lucha. Y por esta razón, los soldados exportaron esta idea logrando que su consumo se incrementase exponencialmente.
Con el paso del tiempo, el proceso de producción de la ginebra se hizo más refinado, evolucionado hasta un delicado equilibrio de sutiles sabores que conquistó a la alta sociedad, convirtiéndose así en bebida de culto.

 

La revolución del Gin-Tónic llega a España

España se apuntó a la revolución gin-tonic, creando una cultura propia en la que reinan las diferentes variaciones en la guarnición de este combinado, en la que la emoción es un factor clave entre todos los que dan el primer sorbo a esta bebida. Y si a esto le añades un buen vaso o copa donde tomártelo, el éxito está más que asegurado. Sabemos que cada cúal tiene sus gustos, pero en Dkristal pensamos en cada uno de vosotros y por ello os hacemos una pequeña selección para que los gin-tonics sean aún más especiales.

Vaso capri 65. Para los que buscan versatilidad y sentir los aromas a través de su boca ancha.
Copa Scala Blue 75. Para los curiosos, los que esperan que el líquido se expanda y libere aromas ocultos.
Vaso de sidra Sella. Para los que prefieren sustituir la conocida “copa de balón” por este tipo de vasos por su capacidad. Práctico ante todo.
Vaso de tubo Alemán. Para los que siguen siendo incondicionales del vaso de tubo. De esas bebidas que se toman lentas…
Y tú, ¿Cuál prefieres?

Tras un largo viaje, diferentes ginebras llenan las estanterías de la barra de cualquier bar. Una bebida que funciona muy bien en el mercado español por su carácter personal, donde el acompañamiento y la decoración hacen que el gin-tonic sea el auténtico triunfador del momento.



Utilizamos cookies. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar